Seleccionar página

OYE MI VOZ…

OYE MI VOZes una caricia. Es una plegaria, es un ruego. Seca tus  lágrimas, mira tus manos, siente la brisa, vuela alto con tus ideas  y sueños.
Como el carpintero del tronco del árbol realiza lo inimaginables con sus manos, con sus sueños, con su sudor y finaliza  la obra soñada.
Y ahora te  digo tienes el tronco, las herramientas, el corazón, y tus manos para comenzar tu obra. Tú eres el maestro, tu el constructor y tu el soñador, tú el realizador, tú el creador. Entonces, haz tu trabajo humildemente, construye, modela, pule y realiza.
Aún  hay tiempo para construir, aunque el fuego destruya lo ya realizado, tú comienza, insiste y continúa tu obra. Recuerda que después del fuego, al tiempo esa tierra más  fértil ES.
Yo, soy tú hermano, soy tu luz. Déjame entrar. Eres tu propio maestro. Eres tu propio guía. Eres el ejemplo de los demás hermanos. Eres porque  soy en ti, tu luz brilla, porque soy tú y tú eres Yo.
Yo Soy y tú haces. Yo soy y tú construyes, porque yo habito en ti. Los dos uno somos. Los dos juntos construimos. Los dos juntos somos invencible. Por eso te digo. Pide que yo JESÚS entro en ti.
Resucitó no en mí sino  en ti. Yo Soy tú tienes. Vuelvo a vivir por amor a tu ser. Por amor a tu luz, por eso hermano mío camino junto a ti, respiro con tu aliento y te guío  a tus  planes. Vengo por mi mismo aunque no me llames. Pero debes abrir la puerta de tu corazón. Tú tienes  la llave. Dámela, pues  es mi deseo y Yo habitaré allí por el fin de los fines.
Te amo, mi Padre es el tuyo. Por eso te llamo hermanos míos de luz de amo r  Yo soy JESÚS
Tomen fuerzas de Él y vivan esta enseñanza
Mis amados hermanos en la, luz que Soy, que sos- que somos los abrazo en mi amor y deseo para ustedes prosperidad espiritual, luz y gracia divina sin fin

Que mi Padre, Madre- Dios Diosa, los  bendiga los corone y los guarde de todo mal Ahora y siempre por los siglos de los  siglos bajo este maravillosos cielo sobre esta  sagrada tierra que  nos cobija y sustenta Yo Soy otro tú y tú eres otro yo. Te amo en mi maravilloso ser que en mi habitas .-

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos

Aquí puedes anunciar con nosotros