¿CÓMO NO ME IBA A VENIR A TRABAJAR A PINGUIDAHUE?

 

El profesor normalista(R) JORGE ANTONIO ASTETE CASANOVA, que en su relevante y  fructifera profesión  por más de  53  años al servicio de la educación chilena,  aparte del enseñar  o dirigir  una escuela, se destacan sus creaciones y adaptaciones en el arte de la dramaturgia y  que fueron llevadas  a escenas  en los establecimientos educacionales y en las comunidades, entregando durante su cincuentenaria    trayectoria profesional,  con  especial  entusiasmo   y amor,  sus talentos creativos.

Lota, Talagante, Isla de Maipo y en Purén a  contar  del año 1979: 6 años en la Escuela G-22 «Pinguidahue», luego  director del primer internado rural en Los Tilos 1985 a  1990) y  por  22 años(1991 -2013)  como director de la Escuela «Enzo Ferrari»; han sido  testigos  de su  aporte en  una de las Artes de la Representación.

Sus  obras de  teatro, sean netamente  inéditos   como adaptaciones  históricas  y religiosas, merecieron  el recomocimiento  de las autoridades, de sus pares profesionales, de sus alumnos y de la comunidad en general.   En Purén, entre  otras obras: «Juanito Pueblo, obra  masiva ,»referida a  Chile, en su historia  y en su folkore,  El Regalo,  con motivo de  Navidad y otras  de este mismo  tiempo litúrgico.

Pero, no solamente  ha escrito  parlamentos de teatro  o poemas,  sino que también  obras en prosa Es así  que, cuando  Purén pronto a  cumplir 150 años de vida republicana, «don Jorge», ha sorprendido a la  comunidad  local con el lanzamiento  de su libro «IMAGÍNENSE CÓMO NO ME IBA A VENIR A TRABAJAR A PINGUIDAHUE», ceremonia  que está programada  para  el  18 de enero a las 19 horas en el Salón Patrimonial «Rodolfo  Durán Poblete».

Un comentario sobre “¿CÓMO NO ME IBA A VENIR A TRABAJAR A PINGUIDAHUE?

  • el enero 18, 2019 a las 1:34 pm
    Permalink

    A Jorge Astete lo conozco y lo respeto desde hace mucho tiempo desde que vivia en Lonquen y es un Hombre muy Luchador y con una fantasía increíble que da su amistad de Corazón y con mucha nobleza me alegra que le hagan todos esos reconocimientos…porque los reconocimientos hay que hacerlos en vida…

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *